10 Principales Diferencias entre Coaching y Mentoring

diferencias coaching mentoring
  1. En el coaching se dejan de lado los puntos de vista y no se comparte la experiencia adquirida. En este sentido, el coach se convierte en un reflejo del Directivo. De manera diferente, el mentoring sí debe compartir tanto el punto de vista como las experiencias del Directivo.
  2. El coach se centra en alcanzar un objetivo específico, el cual se relaciona directamente con el rendimiento que se tiene en el puesto. En contraste, el mentoring se centra en alcanzar el mayor desarrollo del Directivo tanto a nivel personal como profesional, por la posición actual y futura.
  3. Un coach trabaja en función de estudios que ha cursado con el fin de conocer las técnicas de coaching. Por lo tanto, solo tiene que aplicar las técnicas y habilidades adquiridas. En el caso del mentoring se busca a un profesional con amplia experiencia que comparta sus conocimientos.
  4. El coaching tiene como objetivo cumplir una tarea específica, por lo que, se centra en alcanzar esa meta. La diferencia con el mentoring es que éste abarca algo más y se concentra en establecer una relación. Es a partir de allí que, busca fortalecer a la parte involucrada.
  5. Un coach se concentra en llevar a cabo unas tácticas que conoce a fin de alcanzar el objetivo con el cliente. Estas tácticas se basan en técnicas que aprende mediante cursos. A diferencia de él, el mentor establece estrategias porque busca llegar a lo más profundo del tema.
  6. En el coaching, el coach solo establece relaciones con igualdad profesional, eso es para evitar cualquier posible vínculo entre los involucrados. Un mentor busca establecer vínculos emocionales, por lo que, se esmera por llegar a desarrollar una buena relación con el Directivo.
  7. Un coach no establece cuáles serán las directrices que se seguirán a lo largo del proceso. Las directrices las indica el propio cliente. Esto es completamente diferente en el mentoring porque el mentor es quién da las directrices en todo momento.
  8. En el coaching, el coach no puede ofrecer sugerencias ni dar algún consejo; el objetivo es orientar al cliente para que sea él quien consiga sus propias respuestas. A diferencia, en el mentoring, el mentor sí da consejos y recomendaciones que pueden servir de guía y orientación.
  9. Durante la aplicación del coaching sólo el coach tiene la opción de hacer preguntas; además, el cliente es el único que tiene la oportunidad de responder. Esto es diferente de lo que ocurre en el mentoring donde el Directivo y el Mentor hacen preguntas y comparten conocimientos.
  10. En el coaching, el coach no tiene permitido compartir sus experiencias ni su conocimiento, él solo debe orientar al cliente para que tome decisiones. Es diferente en el mentoring donde la opción de aprendizaje se fundamenta en la experiencia y el conocimiento que puede impartir el mentor.

¿Qué es coaching y qué es mentoring?

El coaching es una práctica de aprendizaje que se lleva a cabo mediante un coach, un profesional cualificado para orientar a otros. A través de algunas técnicas específicas él se encarga de guiar a sus clientes para que alcancen sus objetivos de desarrollo personal y profesional.

Si deseas profundizar más en este tema, puedes ver nuestro post completo sobre » Qué es el coaching» .

En el caso del mentoring existe la figura de un mentor, quien realiza una práctica de enseñanza y aprendizaje con otras personas. Pero es más abarcador que el coaching porque tiene como base el establecer una relación entre el mentor y el alumno que les facilite el aprendizaje.

¿Qué elegir para mis empleados, mentoring o coaching?

La respuesta a esta pregunta dependerá de los objetivos que tengas en mente. Ambas prácticas tienen buenos resultados, pero utilizan métodos distintos. Aquí puedes ver las opciones:

El coaching se presenta como la opción ideal cuando necesitas alcanzar un objetivo específico. Por ejemplo, es la mejor decisión si buscas fortalecer o potenciar las habilidades y destrezas de una persona. De manera especial, se utiliza como la herramienta para formar a un líder con todas las cualidades y habilidades que se requieren. Eso le permitirá un mejor desempeño en la organización.

En el caso del mentoring, la práctica es idónea si quieres abarcar más de un objetivo a la vez. Con este método vas a poder formar a los trabajadores tanto a nivel personal como profesional. De esa manera, les brindas la oportunidad de tener una mejora continua a lo largo de su vida, la actual y a futuro.

Preguntas Frecuentes (FAQ)

Tanto el coaching como el mentoring son prácticas que se utilizan para potenciar habilidades, destrezas y cualidades de una plantilla o persona. Cada uno lo hace a través de metodologías distintas, siendo que la formación en coaching se basa más en aplicar técnicas y el mentoring en establecer buenas relaciones.

El mentoring es una práctica que permite a una persona con amplia experiencia compartir sus conocimientos para formar a otro individuo. Un ejemplo muy conocido de esto es: Steve Jobs, el creador de Apple, quien sirvió de mentor para Mark Zuckerberg, el dueño de FaceBook.

Un buen líder debe contar con distintas cualidades, habilidades y conocimientos que le permiten desenvolverse de manera adecuada. Por lo tanto, el coaching es la clave para formar a un líder de verdad y, el mentoring capacita al líder para poder impartir sus conocimientos a otros.

Un coach está en la capacidad de orientar a un cliente para que por sí mismo pueda tomar decisiones acertadas y bien pensadas. De esa manera, él no interviene directamente en la solución del problema. A diferencia de un coach, el consultor sí plantea la solución que considera más apropiada.

¡Consúltanos sin compromiso!
Escanea el código